Nani & Sebastián Wainraich

CASI FELICES

Por Guadalupe Santomé Osuna

Viernes a la noche terminando la semana, Sebastián vuelve de la radio a su casa y se encuentra con un gran saludo de Nani, el primer perro que tiene en su vida. El peludo que trajo Dalia Gutmann muy a su pesar, pero que pronto se volvió parte su rutina y un compañero de vida, de libros, de escribir. Quizás, esta era la pieza que le faltaba para ser “Casi Feliz”.

¿Cuál es el primer recuerdo que tenés de un animal en tu vida?

El primer recuerdo que tengo de un animal en mi vida es una tortuga, se llamaba Garlopeta, cuando vivía con mi papá y mis hermanos. No recuerdo mucho, pero sí que existía. Después ya estando con Dalia tuve un pajarito que se llamaba Osvaldo y ahora a Nani, que es el más querido de los tres, debo ser sincero con esto.

Hablemos de tu vínculo con los perros antes de la llegada de Nani, ¿Que sentías?

¡Bueno, yo no estaba muy de acuerdo, te soy sincero!, pero la pandemia produce estas cosas así que lo adoptamos e inevitablemente pasó lo que todos me decían que iba a pasar… que es quererlo mucho, me gusta que siempre me recibe con alegría, jugamos y también está eso de que mis hijos decían que se iban a ocupar y, por supuesto, no se ocupan. Dalia y yo solemos sacarlo a la calle. Ya es uno más de la familia.

¿Qué cambió en vos desde la llegada de Nani? ¿Te sentís identificado ahora con el mundo pet friendly?

Cambio Todo. No me siento identificado con el mundo pet friendly pero ahora sí es cierto que ya los miro distinto, antes tenía una mirada más lejana y ahora me siento más cerca. De todas maneras Nani es muy distinto a los otros perros. No es lo mismo.

Hemos visto que en tus redes, de repente,  se inunda de fotos y videos con Nani, ¿qué es lo que más te divierte de tener perro?

Lo que más me divierte de todo esto es que hay un misterio ahí. Si bien los perros son muy expresivos -o al menos así es Nani-, muestran cuando están contentos, cuando enojados, cuando están tristes… no deja de ser un misterio. Ya el ser humano es misterioso y el animal mucho más porque la comunicación es distinta, en el fondo es muy difícil saber qué piensa o qué le pasa. Hay una contradicción. Me resulta muy atractivo.

Si Nani fuera un jugador de Atlanta, ¿quién sería?

Sería Pancho Rago, el arquero, el capitán y líder del equipo porque siempre está atajando los penales. Siempre atajandonos cuando llegamos a casa

¿Qué hacen juntos?

Sobre todo salir a la calle y después hay un momento que me gusta mucho y es algo muy lindo que es que simplemente estamos. A veces estoy sentado, escribiendo o leyendo y él está ahí conmigo. Es eso.

¿Qué crees que piense Nani sobre la familia que le tocó?

Para mí Nani piensa todo el tiempo: “¿A qué se dedica esta gente que entra y sale? Parecen divertidos, un poco desprolijos… hago lo que quiero con ellos, así que no está mal la familia que me tocó”. También pienso que dice: “Son cariñosos, me prestan atención, pero me gustaría que fueran un poquito más ordenados”.

¿A quién de la familia se parece?

Y… Para mí Nani se parece a mí. Hay que ver que dicen los otros integrantes de la familia, pero yo creo que sí, porque está ahí deambulando por la vida, a veces se deprime, de vez en cuando le dan ataques de alegría, se enoja, le cuesta dormirse. Y de cara cuando yo tenía rulos, también era parecido a Nani.

¿Qué le dirías a alguien que nunca tuvo un perrito y de repente se plantea tenerlo?

A aquella persona que nunca tuvo un perro y quiere tenerlo, le diría que no se obligue, pero si tiene la oportunidad no se va a arrepentir.

Hablemos de tus proyectos: ¿se viene la segunda temporada de Casi Feliz ? Casualmente tu personaje trabaja en una radio llamada «urbana», ¿fue una especie de premonición de tu trabajo actual en “Vuelta y Media”?

¿Casi Felíz 2? ¡Si! La grabamos, se está editando y estoy muy contento. Todavía no tenemos fecha de estreno, obviamente estoy muy ansioso porque siento que va a estar buenisima, mejor que la uno. En cuanto a lo de Urbana Play si es cierto que fue una casualidad. Cuando salió, el dueño me preguntó qué me parecía y le dije que no había problema. La verdad me gusta que se haya dado esa casualidad.

¿Cómo fue el cambio de radio?

El cambio resultó espectacular, mucho mejor de lo que esperábamos, la audiencia acompañó y más nueva. Algunos programas (como los de Matías Martin y Andy Kusnetzoff) cambiaron bastante, y nosotros quedamos igual. Pero si todos renovamos energía y secciones pero a su vez mantuvimos la esencia. El cambio a ser multimedia es bueno. Seguimos siendo radio, pero a la vez nos pueden ver por Youtube, por Twitch y por la tele y me parece que dimos un gran salto radial. Eso sumó un montón.

¿Habrá un teatro este año?

No sé si haré teatro este año.

FOTOGRAFIA: FLOR PETRA

RETOQUE: NICOLAS FAZZIOLI

ROPA: BOLIVIA

COLLAR NANI: SOMOS PAM

 

Últimas Notas de Tapa

HERNÁN CATTÁNEO & TRUENO

Cachete Sierra & Marta

Paulina Cocina & Milanesa

Diego Schwartzman, Bob & Ziggy

Sin Comentarios